Besayuname

Yo le veía…y puedo jurar que no me quedaban ganas de ver a nadie más. En ese preciso momento comprendí,que los ojos siempre, siempre le pertenecen a las personas que los hacen brillar.

(Frida Kahlo)

 

Has vuelto a venir casi al alba, en una mano mi café preferido y en la otra tu corazón, lo has hecho tal y como te dije, sin ropa interior y con un pantalón de tejido fino. Me gustas así, expuesto, evidenciando tu excitación mientras vas de camino a mi cama. Con esa sonrisa tan tuya y una ligera turbación en tu caminar.

Decido y sin temor.

Te he visto tan atractivo como siempre y tan elegante como nunca.

Te has quedado junto a mí mientras me perdía entre las delicias de la cafeína invadiendo mi garganta, esperabas algo y sabias que te lo iba a dar. Has abierto la boca cuando te lo he indicado con la mirada, has hecho mía tu lengua y  he derramado un poco de café sobre ella. Gota a gota, de mi boca a tu lengua,pasando por tus labios. Te has centrado en cada matiz de la bebida y en mi saliva teñida de rojo carmín.

-Ni café noisette, ni café au lait- me has dicho mirándome con atención- prefiero este café-contigo-.

Te he sonreído mientras seguía embriagada por ese perfume de Hermes.

Me has imaginado desde las cavilaciones del insomnio y te he dicho que me gusta que así sea. Has intuido un desayuno diferente, tal y como te prometí, con sabor a mí, como un diluvio acido sobre tus labios, con besos devastados por esta lujuria que se escapa por entre los ventanales de la habitación.

No esperabas que fuese aún mejor. Aún más lejos siempre… recuérdalo.

 

 

Copyright©2016-20L.S.

BESAYUNO

(Imagen sacada de internet)

A medias no se puede conseguir algo entero.

“Mira, ven detrás de mí. Contengo tu placer, tu falo está conmigo…”

“Ven detrás mío con tu amor, ¡Oh Sol, has encontrado mi corazón exaltado, ejercita mi deleite…”

14075859378071.jpg

(Papiro erótico de Turín)

En el siglo XIX, un obrero que hacía excavaciones en las áridas tierras de Deir el-Medina, un antiguo poblado de artesanos y obreros cerca del Valle de los Reyes, en la orilla occidental de Luxor, en la antigua Tebas, encontró una antiquísima vasija que contenía un objeto singular: un antiguo papiro egipcio que contenía una serie de 12 explícitas viñetas con representaciones sexuales, creado alrededor del reinado de Ramsés II (1279-1213 a.C.).

papiro-erótico-de-Turín.jpg

Copyright©2016-19L.S.